0 3 min 2 semanas

Si eres aficionado a recoger setas, debes contar con una cesta de buena calidad para que puedas tener siempre una gran versatilidad. Si buscas anuncios para setas, las mejores opciones las encontrarás en Anuncios Mixtos, porque podrás encontrar anuncios de todo tipo en este ámbito.

Sin embargo, escoger la cesta ideal para recoger setas no es algo que se deba tomar a la ligera. Por este motivo, hoy te traigo algunos consejos prácticos para que puedas escoger una cesta ideal para tus necesidades, y que se ajuste por completo a lo que necesites.

¿Qué tener en cuenta para comprar una cesta para setas?

Cuando empieza la temporada de recoger setas, lo ideal es comprar una cesta nueva en especial si la que teníamos ya no funciona. Existen muchos modelos, por lo que debemos tener en cuenta algunos factores como son:

Tamaño

Lo ideal es que las cestas para setas se ajusten al tamaño que necesitamos dependiendo del uso que les daremos. Las cestas grandes suelen ser ideales cuando buscamos recoger una cantidad abundante de setas, mientras que si es para una salida esporádica pueden ser más compactas.

Siempre será bueno contar con cestas de diferentes capacidades para que se pueda tener una opción para cada alternativa. No siempre vamos a necesitar una c esta muy grande, por lo que en la mayoría de las salidas con una cesta pequeña puede llegar a ser más que suficiente.

Forma de la cesta

Lo ideal es comprar unas cestas que tengan una base ancha, porque así evitará que las setas sufran en exceso de peso por la acumulación de otras setas. Además, se le dará más estabilidad en caso de que tengamos que dejarlas en el suelo.

Siempre será mejor las que tienen una forma ovalada para un transporte que sea mucho más cómodo. Por otra parte, la altura debe estar entre los 18 y 25 cm, para que se pueda tener una buena capacidad para proteger nuestras setas.

Material

Los dos materiales más comunes de las cestas para setas suelen ser mimbre o castaño, y la gran mayoría están elaboradas en alguno de ellos. Ambos materiales son ligeros y resistentes, además de ser duraderos y cuentan con una amplia tradición.

También suelen ofrecer una gran rigidez, por lo que cualquiera de los dos materiales serán una gran opción porque aguantarán el peso perfectamente. Sin embargo, si quieres una cesta que sea más ligera, lo ideal será optar por las cestas de castaño, aunque las de mimbre son las que ofrecen mayor variedad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *